El Inocente de Mario Lacruz: la novela policíaca y el poder